Borges y yo, de Jorge Luis Borges

A partir de

Borges y yo, de Jorge Luis Borges

A Borges le ocurren las cosas. Figura en un diccionario. Es vanidoso. Trama su literatura. Falsea y magnifica. Juega con el arrabal, el tiempo y el infinito.

Yo camino por Buenos Aires, “me gustan los relojes de arena, los mapas, la tipografía del siglo XVIII, las etimologías, el sabor del café, la prosa de Stevenson”. Yo vivo. Pero “poco a poco voy cediéndole todo”.

¿Por qué aquel que vive le cede todo a aquel que vive en un diccionario?

Acaso porque se descubre, se mezcla, se confunde: “no sé cuál de los dos escribe esta página”.

Porque “esa literatura me justifica”.

Porque allí puede jugar.

O porque, si “Spinoza entendió que todas las cosas quieren perseverar en su ser … mi vida es una fuga”.

Y la vida es, ese vaivén, entre identidad y fuga, entre hacerse, deshacerse y rehacerse.

2 comentarios en “Borges y yo, de Jorge Luis Borges

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s